sábado, 1 de febrero de 2014

Día 23 "Respeto y Honra"



"Si quieres que te respeten, respeta"

He escuchado y he dicho esa frase muchas veces a mis hijos, pero ¿nosotras damos ejemplo de ello?; como mujeres y como madres de familia somos INFLUENCIA a nuestros hijos y a nuestro esposo, por ejemplo:

  • ¿Quién decide qué se comerá en casa?
  • ¿Quién elige el color de las paredes?
  • ¿Quién establece horarios en el hogar?

¡La mujer! Y la lista es interminable y no es por cuestión feminista o que confundamos nuestro rol en el hogar, sino que precisamente ese papel nos ha sido otorgado para cumplirlo de manera correcta.

Una de nuestras responsabilidades es cuidar el hogar y a los hijos; para el varón el rol es distinto y la mayor parte del día están fuera del hogar, por eso es que debemos ser sabias y temerosas de Dios para saber guiar a nuestros hijos.

"La mujer sabia edifica su casa;
Mas la necia con sus manos la derriba."
Proverbios 14:1

¿Ahora ves que si somos influencia? y la verdad es que es una responsabilidad enorme la que nos ha sido delegada, en oración preguntaba a Dios sobre qué área debemos "aplicarnos" como mujeres y fue precisamente "Respeto y Honra", un valor que nos ayuda mucho a todos, pero que importante ser ejemplo de ello; es decir, debemos respetar y enseñarles a nuestros hijos lo que eso es y como se vive.

Te decía que somos influencia en el hogar y nosotras decidimos si somos influencia positiva o negativa; a decir verdad en ocasiones actuamos más por impulso y olvidamos analizar la situación, pero tranquila, todas tenemos errores todos los días, lo importante aquí es frenar, hacer una retrospectiva y mejorar, estamos aprendiendo día a día.

¿Qué es lo que ven tus hijos? ¿Cómo le hablamos al esposo o a las autoridades frente a los hijos? ¿Te han mandado llamar porque tu hijo le contestó mal al maestro? Tengamos cuidado de todo eso porque si ellos ven que nosotros no respetamos a las autoridades terrenales, ellos no lo harán ni con nosotros.

¿Quieres un hijo respetuoso? Pues inculquémosle el respeto, el temor de Dios, seamos mujeres con sujeción a Dios, al marido y a las autoridades y seamos respetuosas con la gente, o acaso ¿es común que te subas al colectivo y sientes a tu hijo en el asiento de al lado y no pagues su pasaje aunque ya esté en edad que debe pagar? ¿o vas en el auto y no respetas el límite de velocidad, o no cedes el paso, o te enojas con el conductor de enfrente y le gritas? cuidado mujer, seamos temerosas de Dios y demos ejemplo a nuestros hijos.


"El encanto es engañoso, y la belleza no perdura,
pero la mujer que teme al Señor 
será sumamente alabada"
Proverbios 31:30


Y principalmente enseñemosles a honrarnos y respetarnos a nosotros como sus padres, pues aparte de ser el primer mandamiento con promesa, nos recuerda a nosotras como debemos tratar a nuestros padres, así les enseñaremos con el ejemplo y será más fácil que ellos lo hagan, vivirán más años y vivirán bien.


"Honra a tu padre y a tu madre,
para que tus días se alarguen en la tierra
que Jehová tu Dios te da"
Éxodo 20:12


Comencemos nosotras mismas por amarnos, amar al prójimo, honrar a quienes merecen honra, seamos temerosas de Dios, sabias en nuestra forma de vida, honremos y respetemos a nuestras autoridades para dar ejemplo a nuestros hijos.




Oremos juntas y brindemos a nuestros hijos un ejemplo claro para vivir una vida bien.




ACTO DE AMOR:
Respeta a tus hijos, ama y honra a tus padres.


PARA RECORDAR:
Puedo ser influencia positiva o negativa en mi hogar.


Sirviendo a Dios


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Licencia Creative Commons
Este blog y todo su contenido gráfico y escrito está protegido por derechos de autor bajo Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips