jueves, 10 de diciembre de 2015

Jesús, olvidándose de sí mismo {+fotos devocional}




Quienes tenemos hijos, sabemos lo que es dejar de hacer algo por amor a ellos. es como si de repente te dieras cuenta que la vida ya no sólo se trata de ti, sino que hay alguien que depende de ti.


Dejamos la vida desenfrenada y loca cuando llega ese pequeño retoño de olivo.

Las desveladas cambian de ver una película, a cambiar pañales.

La gripe y fiebre se te olvida cuando tu hijo comienza a estornudar.

La comida comienza a ser nutritiva, tanto que  olvidas los panecillos y la soda para desayunar.

¿Comer caliente? Uf, misión imposible.

De repente te das cuenta que te conviertes en osa cuando alguien ataca a tus hijos.

Las vacunas y visitas al médico, son frecuentes por el cuidado de ellos, no tanto por el tuyo.

Es increíble que puedas reconocer el llanto de tu hijo a metros de distancia y con más niños llorando a su alrededor.

Te das cuenta que eres mamá cuando, ellos tienen más zapatos que tú.

Esperas los viernes ya no para ir al cine, sino para juntar toda la ropa que tendrás que lavar al día siguiente (¿lo dije o lo pensé?)

¡Ah! Tantas cosas que denotan nuestro amor por ellos, podríamos hacer una lista enorme en la cual nos daremos cuenta que, muchas veces dejamos de pensar en nosotros para el bienestar de nuestros hijos.


Y durante ésta semana, es lo que entendí al leer las características tan hermosas que tiene Jesús.


Día a día, podía ver cómo es que desde un inicio todo se trato del amor por nosotros, se dio por completo a nosotros que pareciera se olvidó de Él. Buscó siempre darnos lo mejor al grado que dio su vida para darnos la libertad y vida eterna.



Nos amó tanto que es para nosotros:


El Gran Médico ~ Juan 5:8-9
El Pan de Vida ~ Juan 6:51
El agua de Vida ~ Juan 7:37-39
Defensor del débil ~ Juan 8:3-11
La Luz del Mundo ~ Juan 9:1-39
El Buen Pastor ~ Juan 10:1-16
El príncipe de la Vida ~ Juan 11:1-44




Gracias amado Jesús porque nos has dado sanidad, vida eterna, perdón de pecados, por defendernos cuando nos acusan; gracias por ser esa lumbrera y abrir mis ojos a tu verdad, gracias por cuidar de mi y refrescar mi vida. Gracias por resucitar mi vida para conocer y amarte sólo a ti. En tu nombre bendito, amén.



Renovada en Su Gracia

Karla




Te comparto las imágenes con los versículos que estudiamos estos días, así como las de los desafíos de gratitud.



¡Nos leemos el lunes para compartirte los recursos que usaremos durante la próxima semana!




















DESAFÍOS DE GRATITUD













Escribe tu e-mail y recibe las publicaciones directo a tu bandeja de entrada:

1 comentario:

  1. Gracias por tan maravilloso resumen de la semana y tan maravillosa forma de darnos a entender y comprender lo grande y maravilloso que es Jesús.
    Dios te bendiga.

    ResponderEliminar

¡únete a la comunidad instagram!

Licencia Creative Commons
Este blog y todo su contenido gráfico y escrito está protegido por derechos de autor bajo Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¡Suscríbete a mi canal!

Blogging tips