lunes, 27 de junio de 2016

Ester – ¿Es este tu tiempo?







Comenzamos la semana 4 de este devocional del libro de Ester. Después de recibir malas noticias respecto a su pueblo, Ester es retada a interceder por él.

Todo lo que acontece en la vida de las personas tiene un propósito divino. Sea que logremos descubrirlo, nos cueste trabajo reconocerlo o nunca querer saber cual es, ese propósito existe.


Pasamos días, años enteros caminando sin imaginarnos lo que Dios tiene para nosotras, creemos que todo está bien en nuestra vida cuando nos hemos acostumbrado a la rutina. Pero tenemos un Dios que es increíble, nos hace recordar que con Él todo es movimiento, nada está estático y cuando nosotras estamos detenidas, de pronto y sin pensarlo viene un viento que nos sacude y permite que vivamos experiencias únicas con Dios.



Cada una de nosotras es responsable de escribir
su propia historia con Dios.




Todo tiene un tiempo específico en este mundo. ¿Este es tu tiempo? ¿Para ésta hora has llegado? ¿Cuál es el propósito por el cual hoy estés aquí?


Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora.

Eclesiastés 3:1


Ester no tenía la vida sencilla siendo reina, vivía lejos de su esposo, no dormía con él ni tenía intimidad con él a menos que la llamara. Al enterarse del decreto para aniquilar a su pueblo, le hace saber a Mardoqueo, su primo, que era muy difícil hablar con el rey sin ser llamado, la pena era la muerte.


Entonces Ester dijo a Hatac que le dijese a Mardoqueo: Todos los siervos del rey, y el pueblo de las provincias del rey, saben que cualquier hombre o mujer que entra en el patio interior para ver al rey, sin ser llamado, una sola ley hay respecto a él: ha de morir; salvo aquel a quien el rey extendiere el cetro de oro, el cual vivirá; y yo no he sido llamada para ver al rey estos treinta días.  Y dijeron a Mardoqueo las palabras de Ester.  Entonces dijo Mardoqueo que respondiesen a Ester: No pienses que escaparás en la casa del rey más que cualquier otro judío. Porque si callas absolutamente en este tiempo, respiro y liberación vendrá de alguna otra parte para los judíos; mas tú y la casa de tu padre pereceréis.
¿Y quién sabe si para esta hora has llegado al reino?

Ester 4:10-14



Todo estaba listo para que el enemigo del pueblo de Dios acabara con ellos en el tiempo fijado. ¿Y qué podía hacer una reina aislada y un judío sin voz en el reino para ayudar sin ser asesinados antes?


La iglesia de hoy, tú y yo estamos en la mira del enemigo de nuestra alma. Él no descansa, no duerme, no tiene prisa por hacernos caer, espera pacientemente hasta vernos derrotados. Tú y yo no sabemos bien a bien sus planes específicos contra nosotras, pero si sabemos que busca “robar, matar y destruir”. Dios sabe los  planes que tiene para nosotras y nos está preparando como a Ester y a Mardoqueo para cumplir ese propósito por el cual nos creo y así de la mano de Jesucristo, recordar que es Él quien ha venido a darnos vida en abundancia y que nos ha extendido el cetro de la gracia a nosotras.



Mardoqueo le recuerda: “No pienses que escaparás en la casa del rey más que cualquier otro judío”. El decreto estaba dictado para todo judío sin excepción, aún siendo reina perecería.



Lo peor que podía hacer Ester era darle la espalda a Dios y Mardoqueo lo sabía, él confiaba completamente en la fidelidad y amor de Dios por su pueblo. “Porque si callas absolutamente en este tiempo, respiro y liberación vendrá de alguna otra parte para los judíos; mas tú y la casa de tu padre pereceréis.” Lo vemos continuamente, en tu vida, en la mía y en el pueblo de Dios; Dios nunca nos falla aunque nosotros le fallemos a Él, nuestra supervivencia depende de nuestra dependencia a Dios. ¿Cómo no amarle y servirle siempre? Esa es su gracia derramada a nosotros.



Sin duda Mardoqueo sabía que la libertad del pueblo dependía de Dios y no de Ester, pero todos tenemos un propósito ¿recuerdas? Mardoqueo sabía que si Ester siendo extranjera, huérfana y exiliada había llegado a ese lugar y ser elegida como reina, era por un propósito divino. ¿Lo conocería Ester?



¿Y quién sabe si para esta hora has llegado al reino?



Ya sea que estés en la posición de reina, estés cuidando a bebés, seas una doncella que acompaña a la reina o en el lugar que estés, es por un propósito divino. Tal vez no sea el lugar donde habíamos planeado estar para servir a Dios, pero no nos enfoquemos más en eso; enfoquémonos en que el lugar donde hemos sido plantadas lo ha destinado Dios para algo específico para Él. Sea el lugar que sea en el que estamos, busquemos conocer para qué hemos sido plantadas allí.



Dios no se equivoca, no nos pondría en una posición donde sabe que no cumpliríamos el propósito por el cual nos creó. Hoy busquemos el rostro de nuestro Dios y busquemos dirección, discernimiento, valor y la sabiduría para encontrar ese propósito y cumplirlo porque:



¿Y quién sabe si para esta hora hemos llegado?




Dios nos pone como lámparas en medio de las tinieblas para alumbrar al perdido, para cumplir el propósito por el cual nos creó. Ese hombre que se quedó sin empleo durante tantos meses, realmente Dios los estaba preparando para cuidar de sus padres moribundos. Esa mujer que sufría el engaño de su esposo criando sus hijos, realmente estaba preparando hombres y mujeres que servirían a Dios con todo su corazón. Ese pequeño niño que fue rechazado y excluido durante tanto tiempo, realmente su carácter estaba siendo formado para tener compasión por los perdidos. Ese hombre que sin mancha ni pecado fue torturado y crucificado, realmente estaba dando vida eterna, amor derramado en una cruz y el perdón de pecados…




Sirve, ama y bendice ese lugar donde ahora estás.



En Su Gracia



Karla

  





Devocionales anteriores:




A partir de ahora puedes seguir el devocional “Viaja Ligera” desde la página de Facebook
ViveMujer.  De la iglesia Vida Nueva Para el Mundo.








No hay comentarios:

Publicar un comentario

Licencia Creative Commons
Este blog y todo su contenido gráfico y escrito está protegido por derechos de autor bajo Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips