lunes, 12 de septiembre de 2016

¿Vale la pena seguir a Jesús?








Ya son tres semanas que estoy sin mi computadora personal, perdí toda la información que en ella tenía y bueno, el tiempo que antes ocupaba para escribir los artículos ahora lo ocupo para leer un poco más y estudiar con más paciencia.

Ha sido bueno este tiempo, la verdad es que mi oración tiempo atrás era que quería estar más tiempo con Dios y de una u otra forma lo obtuve. Tal vez no era lo que esperaba, pero ha sido una bendición enorme. He estado leyendo como te decía, con más calma y haciendo anotaciones en la Biblia y en mi cuaderno, y en verdad he leído cosas que antes había pasado desapercibido.

Me gusta compartir contigo lo que voy aprendiendo en el día a día, es una manera de sentirme cercana a ti, y hoy te quiero preguntar algo: ¿Vale la pena seguir a Jesús? ¿Qué crees que sea lo más importante para nuestra vida cuando le conocimos? ¿Cuál es el evangelio que nos predicaron de Cristo?








Negarnos a nosotras mismas.
Tomar nuestra cruz
Seguirle.

Este es un llamado a todos aquellos que en algún momento hemos decidido seguir a Cristo. Pero, ¿en verdad nos negamos a nosotras mismas? ¿Creemos que Cristo vale tanto como para tomar nuestra cruz? Muchas veces se nos olvida que el vivir para Cristo va más allá de solo reunirnos en una congregación, va más allá de sólo hacer una oración para recibirle en nuestro corazón.

El vivir cristiano es un compromiso con Dios mismo. Y de entender que Cristo nos dice que es mejor perder para ganar y de morir para vivir. ¿Por qué te comento esto? Porque he visto que en muchas ocasiones los mensajes son centrados en el hombre, en el yo y no en Cristo. Es más como si fueran charlas motivacionales basadas en algunos versículos que la confrontación con el pecado.

Hace unos días le decía a mi esposo 



La gente se está perdiendo y los lugares donde deberíamos hablarles de la solución, nos hemos enfocado en lo que pueden lograr por ser hijos de Dios y no en lo que pueden perder si no se han rendido a sus pies. ¿y nosotras? ¿En qué nos hemos enfocado? ¿realmente nos hemos negado a nosotras mismas?

Negarnos a nosotras mismas es dejar de lado nuestros deseos o derechos, morir al yo, dejar de buscar el beneficio propio para hacer la voluntad de Dios, y sobre todo ser agradecidas por la salvación que hemos recibido. Cristo nos muestra en su Palabra que Él no vino solo a darnos bienestar personal, a darnos sanidad, prosperidad, vidas color de rosa, Él vino a darnos la salvación, la vida eterna y el poder ser llamados hijos de Dios.

Negarnos a nosotras mismas incluye también el hecho de poner a Dios por encima de todo lo que tenemos, somos y aún de nuestra familia. Negarnos a nosotras mismas es estar conscientes de que Dios es quien debe reinar en nuestra vida, no nuestros sueños, no nuestros anhelos, no las costumbres familiares, no nosotras. Todo se trata de Él.



Yendo Jesús a Jerusalén, pasaba entre Samaria y Galilea.
Y al entrar en una aldea, le salieron al encuentro diez hombres leprosos,
 los cuales se pararon de lejos
y alzaron la voz, diciendo: Jesús, Maestro, ¡ten misericordia de nosotros!
 Cuando él los vio, les dijo: Id, mostraos a los sacerdotes.
Y aconteció que mientras iban, fueron limpiados.
Entonces uno de ellos, viendo que había sido sanado,
volvió, glorificando a Dios a gran voz,
 y se postró rostro en tierra a sus pies, dándole gracias;
y éste era samaritano.
Respondiendo Jesús, dijo: ¿No son diez los que fueron limpiados?
Y los nueve, ¿dónde están?
¿No hubo quien volviese y diese gloria a Dios sino este extranjero?
Y le dijo: Levántate, vete; tu fe te ha salvado.

Lucas 17:11-19


Diez leprosos fueron sanados por su fe y obediencia a Cristo mientras iban donde los sacerdotes, pero, sólo uno regresó y recibió la salvación: “Y le dijo: Levántate, vete; tu fe te ha salvado.”

Diez leprosos sanados, sólo uno salvado.

Y hoy en día sigue igual, dando más importancia a lo que se recibe para bienestar personal en esta tierra, que la vida eterna. Se da más énfasis en los milagros y las demostraciones del poder de Dios que en la salvación. Es decir, podemos invitar a miles de personas a que sean testigos de milagros y prodigiosy aún ellos sean quienes los reciban, y eso no significa que sean salvos.  Jesús nos llama a renunciar a nosotras mismas.

Si seguimos a Cristo, hagámoslo por amor, por gratitud, porque Él es el Señor y nuestro salvador, porque ha sido quien nos perdonó nuestros pecados y no sólo por lo que hemos recibido de Él. ¿Por qué nos acercamos a Él? ¿Recuerdas a aquellos a quienes alimentó y sólo lo siguieron por el pan terrenal? (Juan 6)

Creo firmemente que necesitamos ser discipulados para hablar del verdadero evangelio de Cristo a quienes aún no lo escuchan, y no sólo hablarles de los beneficios que se obtienen al seguirlo. Es más, creo necesario evangelizarnos a nosotras mismas, no olvidarnos de lo que Cristo hizo por nosotras, recordar que Cristo no viene a solucionar nuestros problemas sino, a tratar desde la raíz de ellos que sin duda… es el pecado.


Mostremos nuestra fe en Dios porque somos libres en Cristo. Porque Él nos ha dado la vida eterna y porque le amamos porque Él nos amó primero.

El miércoles compartiré contigo acerca de cargar nuestra cruz y seguirle. Déjame saber qué piensas, ya sea en un comentario aquí, por correo o en la página de Facebook.

Dios te bendiga y guarde.


En Su Gracia

Karla











2 comentarios:

  1. Muchas iglesias se han conformado a predicar un mensaje que la mayoría wuiere escuchar porque quieren sus sillas llenas pero hemos sido llamados a predicar el evangelio y el evangelio es Cristo. Cristo es el mensaje central de la Biblia, su persona, su obra yel plan de Dios para el hombre. La doctrina de la prosperidad ha hecho un gran daño llenando locales con personas que no han logrado comprender el verdadero mensaje del evangelio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡totalmente de acuerdo Becky! necesitamos hablar el verdadero evangelio, aquél que nos convence de pecado y nos guía al arrepentimiento y buscar el perdón en Jesús.
      ¡Gracias por tu aporte! Dios te bendiga y guarde mujer :D

      Eliminar

¡únete a la comunidad instagram!

Licencia Creative Commons
Este blog y todo su contenido gráfico y escrito está protegido por derechos de autor bajo Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¡Suscríbete a mi canal!

Blogging tips