viernes, 22 de septiembre de 2017

Si Dios quiere...








Hace 3 días (19/sep/17) me tocó vivir un sismo de 7.1 grados Richter en la ciudad donde vivo. Una semana antes ya habíamos experimentado un sismo fuerte también pero el epicentro estaba lejos de nosotros, así que lo sentimos muy fuerte pero no como el de hace 3 días.


Es una sensación extraña, todo se mueve, la tierra ruge y es como si hirviera por dentro, todos gritan y es un caos. Fue increíble ver que las personas claman a Dios en esos momentos.


Mis hijos nunca habían vivido una situación así pues el anterior fue de noche y ellos dormían, pero este fue cuando salían de clases, vivieron ese caos, ese miedo y ese poder sobrenatural en sus cinco sentidos. Ese evento fue una excelente oportunidad para hablarles acerca de lo frágil que es nuestra vida y de la soberanía de Dios.


Les hablamos acerca de Santiago 4:13-17 que dice:

Oíd ahora, los que decís: Hoy o mañana iremos a tal o cual ciudad 
y pasaremos allá un año, haremos negocio y tendremos ganancia. 
Sin embargo, no sabéis cómo será vuestra vida mañana. 
Sólo sois un vapor que aparece por un poco de tiempo y luego se
 desvanece. Más bien, debierais decir: Si el Señor quiere, viviremos y
 haremos esto o aquello. Pero ahora os jactáis en vuestra arrogancia;
toda jactancia semejante es mala. A aquel, pues, que sabe
hacer lo bueno y no lo hace, le es pecado.



Nuestra tendencia es a hacer planes y proyectos a mediano y largo plazo, no hay problema con planear, lo que no debemos olvidar nunca es que nuestro eterno y soberano Dios es quien sabe todas las cosas, cuánto tiempo viviremos, cómo y cuándo moriremos y tiene en sus manos nuestra vida.


¿Cómo estamos viviendo? Santiago nos muestra la forma en que se puede olvidar de Dios en el día a día de la vida, en las decisiones que se toman. Se puede estar ignorando seguir y cumplir la voluntad de Dios para la vida y vivirla de acuerdo a la voluntad de cada persona. Si somos verdaderamente cristianas, entonces someteremos nuestros planes, proyectos y todo, al Señorío de Cristo.


Entonces, ¿Antes de tomar una decisión oras a Dios? ¿Está Dios incluido en tus planes y proyectos?


Santiago 4:13 no condena la planificación sabia, sino aquella que deja fuera a Dios.  

Muchos son los planes en el corazón del hombre,
mas el consejo del Señor permanecerá.

Proverbios 19:21


Mis dos hijos menores estuvieron conmigo durante el sismo, gracias a Dios pude tranquilizarlos y abrazarlos mientras la tierra rugía desde dentro. Después de todo el caos y el miedo, el llanto fue evidente en muchos de nosotros, nos consolamos unos a otros y estábamos un tanto en shock; horas después me percaté que mi pequeño Santiago seguía con temor y esa noche cuestionó: ¿Cómo puedo dormir tranquilo si quizá tiemble la tierra mientras duermo? ¿Qué pasará si no alcanzamos a salir y la casa se derrumba sobre nosotros? Oramos todos en familia y les explicamos que Dios tiene el control de todo... siempre.


Necesitamos vivir cada día sabiendo que Dios tiene el control y que, aunque nosotras no sepamos si viviremos o no mañana, Dios si lo sabe. Vivamos de tal forma que agrademos a Dios todos los días y extendamos a nuestros hijos esa confianza en Dios de que si vivimos o no Él será glorificado.


Si Dios quiere es una frase muy usada en México, pero debe ser real en nuestra vida, saber que de Él y solo de Él dependemos todos los días, en todo lo que hacemos. Será mucho mejor que vivamos la vida dependiendo de Dios, haciendo Su Voluntad y confiando en Su Soberanía.


Santiago finaliza el capítulo 4 con una declaración fuerte para cada una de nosotras:


A aquel, pues, que sabe hacer lo bueno y no lo hace, le es pecado.

Santiago 4:17


Dios nos ha revelado en Su Palabra Su voluntad para nosotros, sus principios morales, su santidad y la forma en la que desea que conduzcamos nuestra vida. Si hacemos lo que no debemos hacer y si dejamos de hacer lo que debemos hacer, pecaremos. Los pecados de omisión conducen a los pecados de comisión de manera inevitable.


Vivamos la vida buscando agradar a Dios, reconociendo que no la tenemos asegurada. Vivamos la vida haciendo Su Voluntad para que si hoy, mañana o en 40 años Dios nos llama a Su Presencia, nos encuentre haciendo eso que nos ha mandado hacer.


En Su Gracia

K A R L A

  


PARA MEDITAR

Descarga las siguientes hojas que podrás imprimir

para agregarlo a tu diario devocional.








1 comentario:

  1. Querida Karla hermana , le doy gracias a Dios nuestro Señor por tu vida y la de tu familia, contenta de que esten con bien a parte del susto . Deseo de corazón que Dios sigua teniendo cuidado de ustedes, y como siempre te agradezco que compartas este devocional basado en tu experiencia personal. Dios te bendiga y te cuide siempre junto a tu familia

    ResponderEliminar

¡únete a la comunidad instagram!

Licencia Creative Commons
Este blog y todo su contenido gráfico y escrito está protegido por derechos de autor bajo Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¡Suscríbete a mi canal!

Blogging tips